Google Chrome dejará de aceptar certificados EV emitidos por la red de socios o subsidiarias de Symantec. La consecuencia es que un gran número de sitios web deberán conseguir nuevos certificados TLS.

El equipo Chrome de Google anunció el 23 de marzo que ha dejado de tener confianza en el proceso aplicado por Symantec para la emisión de certificados TLS, utilizados por un gran número de sitios web en todo el mundo, por lo que anuncia una serie de medidas.  La decisión ha sido adoptada por Google después de una investigación realizada en los dos últimos meses, donde se reveló que Symantec y sus empresas asociadas o subsidiarias habrían emitido incorrectamente al menos 30.000 certificados. Entre tales empresas figuran Thawte, Verisign, Geotrust y Equifax.

Indudablemente, esta situación tendrá consecuencias para Symantec y para sus clientes. En los planes presentados por Google se mencionan tres medidas que la empresa planea instaurar con el fin de proteger la seguridad de los usuarios de Chrome.

La primera medida es que Chrome dejará de aceptar nuevos certificados emitidos por Symantec con fecha de caducidad superior a los nueve meses. La intención de Google sería evitar el daño que puedan causar nuevos certificados emitidos de manera incorrecta.

La segunda medida implica una reducción gradual de la validez aceptada por Chrome para los certificados, en caso que éstos hayan sido emitidos por Symantec o alguna de sus subsidiarias.

Actualmente es posible comprar certificados válidos por tres años. Sin embargo, a partir de Chrome 59, que según el plan será lanzado el 6 de junio próximo, el navegador no aceptará certificados de Symantec con data anterior a 33 meses. Para cada una de las versiones subsiguientes de Chrome, excepto las 63, la máxima data aceptada para los certificados será reducida en tres meses a la vez, hasta que a partir de Chrome 64 sólo se aceptarán certificados de Symantec con una vigencia máxima de nueve meses.

El objetivo de Google sería reducir el impacto en los sitios afectados. La empresa recomienda  a los usuarios de certificados de Symantec renovar los mismos con el fin de evitar que los visitantes a su sitio web sean recibidos por una notificación de error.

La tercera medida es la que las mayores consecuencias reviste, debido a que Google dejará de aceptar el estatus de Extended Validation (EV) de los certificados de Symantec. Esta medida será instaurada inmediatamente después que Google adopte una resolución definitiva al respecto. EV agrega el nombre de la empresa antes del candado de SSL y el prefijo https.La causa de que Google deje de reconocer el elemento EV de los certificados de Symantec es que a su juicio, el control aplicado por Symantec no cumple con el proceso de validación necesario para obtener tal estatus. Esta exclusión por parte de Google tendrá una validez de al menos un año, en caso de ser aplicada.

Symantec, junto a las subsidiarias y socios mencionados es indudablemente uno de los mayores emisores de certificados TLS. Aunque no hay cifras oficiales, Google estima que Symantec representa alrededor del 30% de los certificados válidos emitidos en 2015.

El anuncio de Google tiene precedentes. Anteriormente, la empresa y otros proveedores de navegadores han suspendido, incluso con efecto inmediato, el soporte para certificados raíz de varios proveedores. En algunos casos, estos han emitido certificados incorrectos deliberadamente.

Google manifiesta inseguridad respecto de la estrategia a seguir por los demás proveedores de navegadores. La empresa escribe que Apple y Microsoft no dan a conocer sus decisiones antes de ejecutarlas. Mozilla, que suele realizar discusiones y debates públicos, aún no se ha pronunciado frente al tema.

Fuente: Diarioti.com

Anuncios