Google ha anunciado que ha aumentado el tamaño límite de los archivos adjuntos en los correos recibidos hasta los 50MB, frente a los 25MB que permitía hasta este miércoles, si bien ha apuntado que mantiene el peso límite de los archivos adjuntos en correos enviados.

   Este cambio implica que los usuarios de Gmail podrán recibir un correo directo con archivos adjuntos que tengan un peso conjunto de hasta un máximo de 50MB.

   No obstante, no se podrá enviar un ‘email’ directo desde Gmail con adjuntos por encima de los 25MB. Esto supone que para poder enviarlos, y sobre pasar el límite, hay que recurrir a servicios como Google Drive, que ofrece mayor capacidad, como explica Google en el blog de actualizaciones de GSuite.

Fuente: Europa Press

Anuncios