El presidente ha comprado dominios en internet para proteger su nombre y evitar ataques de detractores y “ciberocupas”

   De ‘TrumpEmpire.com’ a ‘TrumpFraud.org’, pasando por ‘DonaldJTrump.com’, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, es propietario de 3.643 dominios en internet, según un análisis de la cadena de televisión CNN.

   A Trump no sólo le gusta poner su nombre en letras doradas en la entrada de sus edificios y en los productos más variados -desde el vino Trump a la fracasada universidad Trump, pasando por los filetes Trump-, sino también en internet.

   El presidente ha comprado más de 3.000 dominios de internet no sólo para proteger su marca, sino también para evitar que sus detractores “ciberocupen” dominios para atacarle.

   Su hija, Ivanka Trump, ha seguido el ejemplo de su padre y ha adquirido más de 300 dominios. “Desafortunadamente, la ciberocupación (‘cyber squatting’, en inglés), la publicación de contenido falso y el uso de nombres ‘negativos’ de domino es un asunto serio al que se enfrentan todas las compañías grandes en todo el mundo”, explicó a través de un comunicado Amanda Miller, portavoz de Trump Organization, la compañía familiar cuyo control Trump ha dejado en manos de sus hijos, Eric y Donald Jr., al llegar a la Casa Blanca.

   Según la portavoz de Trump Organization, la compañía se toma “muy en serio” la protección de su identidad corporativa y propiedad intelectual. De ahí, que haya decido comprar tanto los dominios positivos como los negativos que lleven el nombre de Trump.

   Si es necesario la compañía toma “acciones legales firmes” para proteger la marca, explicó la portavoz.Trump es propietario de dominios positivos como ‘TrumpOrganization.com’ o ‘DonaldJTrump.com’, pero también de dominios negativos como ‘TrumpScam.com’, ‘IamBeingSuedByTheDonald.com’, ‘DonaldTrumpPyramidScheme.com’ o ‘TrumpFraud.org’.

   Antes de lanzarse a la carrera a la Casa Blanca, compró los dominios ‘VoteAgainstTrump.com’, ‘NoMoreTrump.com’, ‘TrumpMustGo.com’, ‘ThrowOutTrump.com’, ‘TrumpisFired.com’, ‘InTrumpWeTrust.com’ y ‘MakeAmericaGreatAgain.us’.

   El lema de su campaña electoral fue precisamente “Hacer a Estados Unidos grande otra vez”. El multimillonario amplió su colección de dominios de internet con la compra de 93 nuevos dominios después de lanzar su candidatura presidencial en junio de 2015.

   Aunque Trump sea propietario de todos estos dominios, muchos no los utiliza. La mayoría son ‘websites’ vacías y otras redirigen al público a otras páginas web del imperio Trump.

   Según CNN, solo 50 de los más de 3.000 dominios del presidente son sitios webs únicos relacionados con los negocios de Trump.

Fuente: El Mundo.es

Anuncios