Investigadores de la Universidad de California han concluido que escribir con el teclado del ordenador durante una llamada de Skype podría convertir al usuario en vulnerable a escuchas y a la filtración de datos privados.

   El sonido de las teclas puede grabarse durante una llamada de voz o de vídeo de Skype y puede, más tarde, montarse como texto. Esto haría que los usuarios que escriban mientras están conectados puedan ser espiados. “Hemos demostrado que durante un vídeo de Skype o de conferencia de audio, las pulsaciones del teclado están sujetas a registro”, explica el co-autor del estudio, Gene Tsudik. “Pueden saber exactamente qué escribe, incluyendo información confidencial como contraseñas”, añade Tsudik.

   El ataque no es posible a través de una pantalla táctil o con teclados holográficos pero sí con teclados convencionales. Además este robo de datos sólo podría hacerse formando parte de la conversación, ya que el acceso a terceros es muy complicado en Skype debido a que la comunicación está encriptada.

“Lo interesante es que la gente que habla en Skype no siempre son amigos y no siempre hay confianza mutua”, explica Tsudik. “Imaginese una llamada entre abogados de lados opuestos de un caso legal o competidores de negocios o diplomáticos que representan a diferentes países”, concluye el co-autor del estudio.

Fuente: Europa Press

Anuncios