De tener éxito, los fabricantes reducirían el coste de fabricación a tan solo un milllón de dólares.

  • IBM se encuentra estudiando la posibilidad de desarrollar su próxima generación de semiconductores inspirándose en la estructura de las personas.
  • El desarrollo de estos estudios supone un hito dentro de la innovación tecnológica. “Esta investigación muestra que las estructuras biológicas como el ADN humano se pueden aplicar a los procesos como los microchips”, concluye Narayan.
  • “Si esta investigación da sus frutos, los fabricantes podrían pasar de gastar cientos de millones de dólares en complejas herramientas a gastar menos de un millón en instrumentos como polímeros o soluciones de ADN”, explica Spike Narayan, director de investigación de IBM.
  • Esta investigación, llevada a cabo por el Centro de Investigación de Almaden y por el Instituto californiano de tecnología, podría prolongarse durante un periodo de diez años

Fuente: Silicon News.